Impulsan estudiantes de la UJAT desarrollo comunitario en Jalapa

El rector José Manuel Piña Gutiérrez encabezó la clausura de “Somos DAEA, somos responsabilidad social” en el Pob. Francisco J. Santamaría

Estudiantes de la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco (UJAT) concluyeron su servicio social en diversas comunidades del municipio de Jalapa, donde a través del programa “Somos DAEA, somos responsabilidad social” contribuyeron durante seis meses a mejorar las condiciones de vida de la población, mediante actividades culturales, asistencia en el rubro de salud y la asesoría en distintas áreas profesionales, como la enseñanza del idioma inglés, entre otras.

La ceremonia de clausura presidida por el rector José Manuel Piña Gutiérrez se realizó el pasado 1º de julio en la cancha techada del poblado Francisco J. Santamaría, donde se dieron cita autoridades delegacionales y padres de familia de las comunidades Loma de Vidal, El Dorado y Progreso, junto a la directora de la División Académica de Educación y Artes, Verónica García Martínez, y del director de Programación Municipal, Carlos Manuel Cámara López en representación de la alcaldesa Esperanza Méndez Vázquez.

Después de la presentación de zapateados típicos de la entidad, tablas rítmicas, bailes modernos y cantos corales en inglés, por parte de niños de las escuelas primarias beneficiadas, el rector de la UJAT destacó las labores realizadas por estudiantes y profesores de la DAEA, pues coadyuvan a que el Alma Máter de los tabasqueños se consolide dentro de instituciones del país que están trabajando en el impulso a un nuevo modelo educativo.

En su intervención la directora de la DAEA señaló que como parte de este programa comunitario, además de las actividades mencionadas, se logró la participación de la población con acciones de rehabilitación al parque del Poblado conocido como Cacao, lugar de nacimiento del destacado intelectual y político Francisco J. Santamaría.

Asimismo, en representación de las comunidades, el delegado de la ranchería El Dorado, Juan Álvarez Torres agradeció el esfuerzo de los jóvenes y académicos universitarios, por lo que solicitó que este programa de servicio social comunitario tenga continuidad en los próximos ciclos escolares.